sábado, 13 de febrero de 2010

Un cisma en occidente

En el siglo XIV los Papas residieron en territorio francés —en Aviñón— durante setenta años (1306-1376). Gregorio XI, atendiendo a los ruegos de santa Catalina de Siena, regresó a Roma.


A su muerte, en 1378, se produjo un Cisma en Occidente: esta división duró cuarenta años. Después se volvió a la unidad.

En el siglo XIV los Papas residieron en territorio francés —en Aviñón— durante setenta años (1306-1376).





"La Iglesia Occidental vive uno de los momentos de mayor tensión en la Baja Edad Media. Durante el siglo XIV se vive el episodio del Pontificado de Aviñón -trasladado a esta ciudad francesa por diferenes razones entre las que destaca la grave crisis que vivía Italia- y el Cisma de Occidente con la elección simultánea de Urbano VI y Clemente VIII. La extinción del Cisma se conseguirá con la elección de Martín V ya en la centuria siguiente pero los problemas no se resuelven, ya que surgirá con fuerza la vía conciliarista. El triunfo del Pontificado se alcanza con Nicolás V ante el cansancio surgido en el seno del Concilio. Respecto a la cultura y la espiritualidad, las convulsiones sociales, la presencia de la guerra como un hecho permanente y las duras oleadas de peste que recorren Europa, causas y consecuencias de sí mismas, inducen a la toma de posturas y sentimientos contrapuestos y extremos: el más absoluto idealismo y el realismo más desgarrado; movimientos de rígido ascetismo junto a una escandalosa inmoralidad. Aunque la cultura sigue estando en manos de los clérigos, se aprecia una cierta secularización: el laicismo humanista, cuyos primeros esbozos se atisban ahora".


Enlázate
Avignón


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...